El Punto U y cómo estimularlo

Cuando hablamos de placer y de puntos erógenos en una vulva o vagina, el Punto G y el clítoris es lo primero que nos viene a la cabeza.

¿Pero sabías que hay más puntos eróticos? Se habla menos de ellos pero existen y conocerlos nunca viene mal. Como suele decirse, el saber no ocupa lugar y hoy queremos presentarte al Punto U.

¿Qué es el Punto U?

Se llama punto U porque está cerquita de la uretra y porque tiene forma de U invertida.

El Punto U es una de las zonas erógenas más desconocidas y olvidadas y, sin embargo, muchas veces es responsable del placer que sentimos en según qué posiciones y según qué prácticas.

Probablemente ya lo hayas estimulado alguna vez sin darte ni cuenta de lo que hacías. Tienen un montón de terminaciones nerviosas así que puede dar mucho placer pero también hay que tener tacto para estimularlo.

¿Dónde está el Punto U?

Localizarlo es bastante fácil pero por si acaso te hemos dibujado un mapa.

donde esta el punto U

Como puedes ver, el Punto U está en la zona externa, en la vulva. Se sitúa entre el clítoris y la uretra, por encima de la entrada de la vagina. ¡No tiene pérdida!

¿Por qué es tan sensible?

Porque el Punto U está cubriendo las glándulas de Skene (o glándulas uretrales), que son las glándulas que controlan la lubricación vaginal y que tienen muchísimas terminaciones nerviosas.

Cuando estimules el punto U con dedicación, es probable que notes que todo está más lubricado de lo normal. Es porque le estás dando cariño extra a esas glándulas.

Cómo estimular el Punto U

Ahora que ya sabes dónde está el Punto U suponemos que tienes ganas de experimentar con él así que aquí te dejamos algunas formas de invitarlo a jugar.

Con los dedos

Lubrícalos bien y recuerda que estás tocando tejido súper sensible. Ve con cuidado, trazando un círculo alrededor rozando con la punta de los dedos. No aprietes demasiado de golpe porque en lugar de sentir placer, te molestará.

Puedes continuar haciendo círculos y aumentar la presión muy poco a poco para que el Punto U se vaya despertando con delicadeza.

Con la lengua

Esta es la forma ideal de jugar con el Punto U. Recuerda lubricar muy bien la zona porque puede que con la saliva no sea suficiente. Puedes utilizar un lubricante de tu sabor favorito para disfrutar aún más.

lubricante de sabor shunga

Hay que empezar haciendo movimientos circulares muy suaves con la punta de la lengua y sin pasar nunca justo por encima. Sólo cuando empieces a notar que se despiertan las sensaciones de placer se pasa a la siguiente fase: con la lengua plana aplicar un poco (muy poco) de presión directamente sobre el Punto U.

Se pueden probar diferentes patrones de movimiento pero siempre con delicadeza y atendiendo a las indicaciones de la persona que recibe la estimulación. No queremos pasarnos de bruscos.

Con juguetes eróticos.

Por si no los conocíais, existen juguetes eróticos que imitan la sensación del sexo oral con lenguas de silicona. Son súper fáciles de utilizar porque solo hace falta lubricarlos bien y darle al botón para disfrutar de una curiosa sensación en nuestros puntos erógenos.

sqweel go juguete erotico

Eso sí, recomendamos utilizarlo en el Punto U una vez ya lo hayamos calentado un poquito con los dedos o la lengua, por si acaso la velocidad mínima es demasiado intensa para empezar.

En pareja

Hay algunas posturas para la penetración que alcanzan el Punto U con mayor facilidad.

Sentados: En una silla o en el borde de la cama, la mujer se sitúa encima con las piernas abiertas. Obtiene así el control de la profundidad, la velocidad y el ritmo de la penetración. Además de estimular el Punto U, también se alcanzan fácilmente el punto G y el clítoris. Vamos, que esta postura es un completo.

La cucharita: En esta posición, tumbados de lado y con ella dándole la espalda a la persona que penetra resultará fácil estimular el Punto U con los dedos o con un juguete. Podéis emplear un estimulador de clítoris para completar la experiencia.

estimulador de clitoris vive minu

El misionero invertido: Es decir, la persona con vagina está encima. Tenéis que estar tumbados, muy pegaditos, para que los genitales y la pelvis rocen y estimulen el Punto U.

 

¿Con ganas de explorar el Punto U? Prueba nuestros consejos y cuéntanos tu experiencia en los comentarios.