6 errores comunes al usar el preservativo

Todo el mundo sabemos que utilizar un condón, especialmente en las relaciones sexuales casuales, es de vital importancia. No solo es el método más efectivo para prevenir el embarazo sino que también te protege de la mayoría de las enfermedades de transmisión sexual.

Pero aunque seguramente sabes que lo tienes que usar y cómo hay que ponerlo, hay varios errores comunes al usar el preservativo que quizá no hayas tenido en cuenta.

¿Cuántos de estos errores has cometido alguna vez?

6 errores comunes al usar el preservativo.

Error 1: Tienes siempre uno en la cartera.

Está muy bien que te prepares. Nunca se sabe cómo puede acabar una noche ¿verdad?

Pero tener un preservativo guardado en la cartera no es la mejor de las ideas.

Los roces que produce el movimiento, sentarse sobre la cartera, aplastarla e incluso los cambios de temperatura, afectan a la elasticidad y la efectividad del preservativo.

Si metes uno en la cartera porque vas a salir y quién sabe lo que puede pasar, asegúrate de que es nuevo y acuérdate de sacarlo después si al final no lo usas y volver a guardarlo en un sitio seguro y fresco como la mesilla de noche o un armario.

errores comunes al usar el preservativo guardarlo en la cartera
Los preservativos mejor en la mesilla

Error 2: Abres el preservativo con los dientes.

Esto también es muy común. Puede que el abre fácil no lo sea tanto. O quizá tienes una mano ocupada. A lo mejor te dejas llevar por el momento y ni siquiera lo piensas.

Abrir el preservativo con los dientes puede dañarlo. Al estirarlo por los lados te arriesgas a que se quede alguna burbuja de aire dentro. Esas burbujas pueden acabar en un preservativo que se rompe durante el acto sexual.

errores al usar el preservativo abrirlo con los dientes
Mal, mal, mal, mal.

Error 3: Soplas en su interior antes de ponerlo.

Esto no debes hacerlo por exactamente la misma razón que el caso anterior. Soplar la puntita puede parecer una buena idea porque nos ayuda a ponerlo más fácilmente pero en realidad es un error. Se pueden crear burbujas de aire y eso aumenta el riesgo de rotura durante el sexo.

Lo que tienes que hacer es pellizcar suavemente con las yemas de los dedos la punta del preservativo y desenrollarlo con cuidado sobre el pene erecto desde ahí.

errores comunes al usar el preservativo soplar dentro

Error 4: No te lavas las manos.

Este debe de ser el error más común de todos. Llegas de la calle a casa y lo último en lo que piensas es en lavarte las manos nada más entrar.

Sin embargo, las manos acumulan un montón de bacterias y suciedad. Al fin y al cabo es lo que usamos para manipular dinero, tarjetas, móviles y otros objetos compartidos.

No lavarte las manos antes de emplear un preservativo significa que todas esas bacterias y suciedad pasarán de tus manos al condón y a tus genitales y los de tu pareja.

errores comunes al usar el preservativo lavarse las manos
Lavarse las manos previene muchos problemas

Error 5: Crees que el condón extrafino te protege menos.

Tenemos buenas noticias para ti: Esto no es verdad. Puedes disfrutar de la mayor sensibilidad de un preservativo extrafino sin preocuparte por su efectividad.

Lo que importa de verdad es que el condón cumpla con la normativa sanitaria establecida. Para eso, simplemente tienes que comprar marcas certificadas.

Antes de probar una marca nueva, si te preocupa mucho puedes probar su elasticidad y calidad en casa antes de usarlo. Por ejemplo haciendo lo típico de llenarlo con agua como si fuese un globo.

Eso sí, ni se te ocurra utilizar después el mismo condón con el que has hecho la prueba.

preservativos control finissimo

Error 6: No miras la fecha de caducidad.

Esto puede ir relacionado con el error Nº1. Ese preservativo que se te ha olvidado en la cartera no solo no está en perfectas condiciones, sino que puede haberse pasado la fecha de caducidad.

Si te comes un yogur caducado lo peor que te puede pasar es que te pegues el día en el baño y unos días de dieta blanda. Si utilizas un condón caducado, puedes acabar con un embarazo no deseado o una ITS.

Asegúrate de que no se ha pasado la fecha de caducidad porque a partir de esa fecha, el látex del preservativo pierde elasticidad y por lo tanto es menos seguro. Podría romperse y te llevarías como poco un susto.

 

Usar bien el preservativo cuesta muy poco esfuerzo. Úsalo siempre y úsalo bien y te ahorrarás unos cuantos disgustos y malos ratos.

errores al usar el preservativo
Ponte condón y póntelo bien